Járkiv. Crónicas de ataques a la ciudad, el día 63 (27.04.2022)

Hoy el número de los bombardeos rusos aumentó un poco. La mayoría se observa en Saltivka y los suburbios norteños de la ciudad. En la ciudad misma la situación está tranquila en general.

Hoy tuvimos más bombardeos que los últimos días. Es difícil destacar alguna parte del día: la actividad estaba más o menos la misma. Los ruscistas bombardearon más las áreas diferentes de Saltivka. Además atacaron los suburbios norteños de la ciudad: Pyatijatki, Oleksiivka, Obriy, la Fábrica de tractores de Járkiv y Noví Budynki. Por desgracia, unas casas fueron dañadas, había unos asesinados y heridos. En el asentamiento de Zhukovsky los moscovites volvieron a lanzar unas minas de detonación retrasada y los pirotécnicos las desminaban durante el día.

Photo: Main Directorate of the State Emergency Service of Ukraine in Kharkiv Oblast, CC BY-SA 4.0

También los moscovites golpearon los suburbios norteños — Dergachi, los asentamientos urbanos Slátyne y Prudianka y otros pueblos del municipio de Dergachi. Según los datos del gobierno local, había dos víctimas y el número de los heridos se esclarece. En una parte del municipio de Dergachi han dañado las redes de suministro de gas, por eso más de 10 localidades no tienen gas. Además bombardearon Chugúyiv y los pueblos del municipio alrededor. Por la tarde, dos personas fueron heridas en Chugúyiv y al atardecer obtuvimos los datos sobre un niño de 14 años herido.

Cerca de Járkiv nuestros militares cautivaron a 5 ocupantes: tener a alguien que cambiar es siempre algo bueno.

La situación en la ciudad es generalmente estable. Al fin y al cabo, por la ausencia del trabajo cada vez más gente está en las colas para obtener la ayuda humanitaria. La situación más difícil está en los distritos donde fueron destruidos los mercados y las tiendas, donde no hay electricidad y gas, por ejemplo, en Obriy y una área en la Fábrica de tractores de Járkiv. A estas zonas unos voluntarios traen la ayuda humanitaria. Saltivka cada vez más se divide en el distrito de un descampado (Saltivka del norte y algunos microdistritos de Saltivka con números) y los distritos donde la gente sigue viviendo su vida más o menos tranquila. Las personas que se quedan en la parte de Saltivka que se convirtió en el descampado totalmente dependen de los voluntarios y los policías que les traen la ayuda humanitaria. Pero, como dije antes, la falta de voluntad de evacuarse se convirtió en una mantra para algunos.

El alcalde Igor Terekhov en día 63 de la guerra finalmente reconoció que era necesario realizar la decolonización de Járkiv: liberarse de todos los nombres que están relacionados con los objetos geográficos y las personalidades rusas. Muchos residentes de Járkiv ya no esperaban oír esta declaración en breve, porque se sabe que Kernes y Terekhov lucharon por la avenida de Zhúkov desde 2019 (que fue renombrado a la avenida de Petro Grygorenko en 2016) y rehusaron desmantelar el monumento a Zhúkov que tuvieron de desmontar en 2016. La realidad es implacable. Por desgracia, sólo los bombardeos diarios de la ciudad durante 63 días lograron lavar el cerebro.

Puedo decir que los activistas sociales del Grupo toponímico de Járkiv y el Departamento del nordeste de Instituto Ucraniano de Memoria Nacional ya están trabajando en la lista de los topónimos que deben cambiarse y en los criterios precisos que reglamentarán este proceso si no existe la ley. Tengo una cosa que decir: la toponimia es una ciencia aplicada y tiene sus reglas y normas, incluidas las que son reglamentadas por la ley, y las variantes finales tienen que ser preparadas por los especialistas para minimizar los conflictos (que surgirán en todo caso) y no dejar muchas cosas llegar al absurdo (como lo que pasó en Ivano-Frankivsk o las proposiciones en Kyiv que causaron indignación de la gente que por lo menos leyó sobre estas personalidades en Wikipedia).

La situación está difícil en la región de Járkiv. Los moscovites atacan en direcciones de Sloviansk y Barvínkove. Están los más activos en dirección a Barvínkove para cortar la línea ferrocarril que va a Sloviansk y Kramatorsk. En algunas carreteras a Barvínkove siguen las batallas muy graves. Bombardean Barvínkove cada día durante casi dos semanas. A propósito, el Jefe del Estado Mayor de la Defensa Nacional rusa mismo, Valery Gerasimov, manda la ofensiva allí. Si el jefe ya manda una de las direcciones de la operación, la situación debe estar muy mal o la operación está al borde de fracaso. Gerasimov mismo ya ha llegado a un lugar cerca de Izyum.

En los territorios ocupados de la región de Járkiv intentan movilizar a los hombres o hacerlos colaborar con los ocupantes. Al mismo tiempo, los registran escrupulosamente para encontrar cualquier tatuaje o unos símbolos proucranianos. Además distribuyen su prensa: el periódico se llama “Járkiv Z” y se trate de que Járkiv igual es un objetivo para los moscovites pero después de la operación en Donbas, por eso nuestra tarea es eliminar la mayoría de los ruscistas allí y no dejarles lograr sus objetivos en esta región. En este periódico cuentan sobre los “éxitos” en los territorios ocupados, las entrevistas de colaboracionistas etc. En las cadenas de radio locales transmiten la cadena rusa.

Muchos colegios en el territorio del municipio de Borova, que está temporalmente ocupado, son destruidos, dañados y saqueados. Las escuelas en las aldeas Gorojovatka y Izyumske son totalmente destruidas. En otros pueblos, en particular, el asentamiento urbano Borova, las escuelas son robadas y dañadas.
En Izyum ocupada la situación está difícil. Se quedan allí 10 000–12 000 personas pero faltan los alimentos y los precios están altísimos para los productos que están en las tiendas. Además, los moscovites proponen a la gente trabajar en la remoción de los escombros de los edificios por una ración, pero la gente se niega.

Según los representantes oficiales del gobierno municipal de Izyum, en esta ciudad fue asesinado uno de los empleados del gobierno municipal de Izyum, Víktor Belsky, quien formaba parte de un grupo de diversión que consistía en los residentes de Izyum. Ellos atacaron el puesto de control ruso donde los ruscistas secuestraron a los hombres y forzaron a desnudarse a las mujeres. Durante esta acción eliminaron a cerca de 10 moscovites. Víktor Belsky murió, cubriendo la partida de su grupo.

Siguen las batallas graves en la zona de la Operación de las Fuerzas Unidas: cerca de Lymán, Rubizhne, las afueras de Severodonetsk, Popasna, Avdiivka, Márinka, Velyka Novosilka y en dirección a Guliaypole. A trechos los moscovites avanzan uno o dos kilómetros y sólo a costa del territorio totalmente destruido y quemado.

Continúan bombardear Mariúpol con todos los tipos de armas. La situación en los refugios de la acería Azovstal está realmente crítica porque hay problema con las reservas de agua y también hay muchos heridos en las condiciones insalubres.

Hoy en Jersón había un mitin por el apoyo de Ucrania y contra el seudo-referéndum y la creación de la “República Popular de Jersón”. Los ocupantes echaron a la gente unas granadas aturdidoras y cuatro personas resultaron heridas. Por la noche algo explotó cerca de la torre de televisión y se cortó la emisión de las cadenas rusas de televisión. Pero en seguida apareció allí un grupo de periodistas rusos que mostró algunos pedazos de misil sin mostrar los daños del territorio alrededor. Y el vídeo mismo fue rodado… sí, ya saben, antes de la explosión en Jersón, según la tradición rusa.

En la región de Jersón la movilización fracasó, por eso secuestran a los hombres y les deportan a Crimea como cautivos para cambiarlos en los soldados rusos. Por eso es importante cautivar a los rusos por lo menos para liberar a nuestros militares y personas civiles cautivadas.

Aun más, los rusos llevan los granos en gran escala de la región de Jersón. Fue una demanda del gobierno regional de Krasnoyarsk que lo llamó la “expropiación de los excesos”, porque a causa de las sanciones occidentales en moscovia hay unos problemas con la alimentación, por ejemplo, con la hortaliza. Por eso aquella expropiación (el robo) dejará estabilizar la situación con alimentos en moscovia. Este año es el 90 aniversario de Holodomor (muerte por inanición) — el genocidio contra los ucraniano organizado por los rusos en los años 1932–1933. Y nada ha cambiado en estos 90 años : utilizan los mismos métodos y los mismos nombres (sí, entonces lo llamaron “la expropiación de los excesos” de los campesinos) y tienen las mismas consecuencias — el hambre en los pueblos.

No está tranquilo en moscovia. Primero, se han oído algunos “estallidos” en Kursk y Voronezh. El gobierno de Voronezh aun denunció que derribaron un dron con el sistema de la defensa aérea. Segundo, en la aldea Staraya Nelidovka en la región de Bélgorod fue un “estallido” grande — parece que detonó el almacén con la munición. No puede sino causar alegría.

Ahora lo ridículo. En los pueblos de la región de Bélgorod, cerca de la frontera con Ucrania, el gobierno local organizó unas brigadas de milicianos y les dio los chalecos antibalas y los cascos metálicos. Los tíos en los chalecos antibalas y los cascos soviéticos con los pantalones de chándal y los zapatos deportivos se ven fantásticos.

En Staryi Oskol (la región de Bélgorod) el gobierno se asustó tanto que equipó un helicóptero con los funcionarios y los popes de la iglesia ortodoxa rusa a bordo. Los popes tomaron los iconos, los incensario y los rezos para defender la ciudad así de unos “estallidos”. Recordamos que las reliquias defendieron el crucero Moskva pero no funcionó y el buque se hundió tras el ataque de dos misiles Neptún ucranianos.

Hoy el Premio Darwin obtienen:
– Dos ocupantes moscovites que “liberaron” una casa de los excesos: robaron una cazuela y una mochila. Al mismo tiempo, sus caras fueron fijadas por las cámaras de seguridad. El premio tiene que encontrar a los héroes, incluso en el sitio web “Myrotvorets”.
– El comisariado militar en Ufá, donde las tintas fueron de mala calidad otra vez, se desvanecieron en el aire y en el banner sobre el reclutamiento al ejército convirtió el tricolor ruso en la “bandera” de blanco, azul claro y amarillo claro. En pocas palabras, es otro sabotaje de un “grupo de diversión ucraniano” o unos “agentes extranjeros”, pero, de hecho, es que la incapacidad de los rusos mismos que no pueden hacer nada de calidad buena (hacen lo más barato y roban el resto del dinero).

Confiemos en nuestros militares y las Fuerzas Armadas de Ucrania y apoyémolos! ¡Ganaremos sin falta!

Serhii Petrov
Fotografía: Servicio Estatal de Emergencias de Ucrania en la región de Járkiv, CC BY-SA 4.0.